jueves, septiembre 07, 2006

OjOs de gatO, pAlAbrAs de humAno



Lo miro y me pregunto qué ve cuando mira.

Mi gato me ve, pero no sé si me observa. A veces siento que si, porque al invadir su espacio de caluroso letargo en el altillo, veo que sus ojos siguen cada uno de mis movimientos cuando cuelgo la ropa.

¿Para qué pone todas esas telas insoportablemente húmedas en esos alambres?

Pero el gato no sabe de “telas”, ni de “alambres” como las sabemos nosotros…

¿Por qué insisten en que me suba al sillón y cuando a veces lo hago me revolean sin titubear?

¿Qué es esta pantalla luminosa y este ruido interrumpido provocado por estos cuadraditos tan frágiles y movedizos?

Así es, el gato está acá conmigo, mirando fijo la pantalla y tal vez leyendo entre líneas todas las suposiciones y las preguntas que me he dispuesto a hacer acerca de su naturaleza felina. Nunca sabré qué piensa, pero al mismo tiempo intuyo que algo medita cuando fija su mirada en mis quehaceres cotidianos. Esta intriga me mata, pero me gustaría creer que él también se pregunta acerca de lo que veo yo cuando decido observarlo con detenimiento. ¿No será demasiado?

8 comentarios:

MaxD dijo...

A él se lo ve cómodo tirado en la alfombra sin tantos cuestionamientos existencialistas... eso da un poco de envidia, como decía Miguelito: Para ser gato solo tenés que ser gato.

Igual es cierto que el ser felino tiene sus misterios, esa forma que tienen de observar es intrigante.

Euphoria dijo...

Tienen cara de vivos, a pesar de tal vez sea pura pinta...

MaxD dijo...

el sábado comprendimos que el Dalai Lame, los dedos, el ojo y mi frente, jaja ... muy sociable el Dalai... espero que te haya recibido con fiesta y todo ordenadito

Marina dijo...

Mintras leo esta nota, tengo a mi gato, sentado cerca mio, dedicándose a lavarse cada parte de su anatomía con dedicada atención. Lo miro de reojo, y de pronto veo que deja su tarea, y mira para arriba mientras sus ojos siguen una mosca insible que revolotea alrededor de la luz. Entorno los ojos, trato de enfocar la visión pero no veo nada inusual. Ni mosca ni nada, solo unas telarañas que cuelgan del techo. Al cabo de un minuto vuelve a concentrar la atención en la pata derecha que estaba lamiendose. Cada vez que Neko hace eso, pienso: "habrá visto a un fantasma?". Qué es lo que ve en realidad??. Los gatos tienen una estructura ocular diferente a la nuestra y por lo tanto, ya es sabido ven el mundo de una manera distinta. No pueden ver todos los colores y en condiciones de poca luz ven muchisimo mejor que nosotros... pero cómo lo ven?? Tal como vos decis la cuestion es intrigante y mientras que los gatos no aprendan a hablar y nos lo cuenten ellos mismos, seguira siendo un misterio.
Mintras termino de escribir, neko se hace un ovillo y cierra los ojos, pero de tanto en tanto, los abre y mira con atención a la entrada de esta habitación. No parece estar asustado, asi que si realmente hay un fantasma, debe ser uno bueno :p

Euphoria dijo...

Para mi que Neko ve atunes voladores, y aceitunas gigantes. El exceso de comida le hace ver visiones.
Cambiando un poco de tema, es increíble como le cambian los ojos a los gatos dependiendo la hora del día. Tienen como la pupila extradilatada de noche, cuando de día parece una línea aplastada...

Marina dijo...

No me quiero hacer la sabionda pero eso es por la cantidad de luz que hay en el ambiente. Cuando hay poca, como al atardecer, la pupila se dilata lo mas que puede, ocupando casi toda la superficie del ojo, para poder captar la mayor cantidad de luz posible. Lo inverso pasa durante el dia y mas si esta al sol, que se hace una fina línea, ya que la luz que le llega al ojo es mucha.

MaxD dijo...

Sí, y también cuando tienen como descarga de adrenalina... es impresionante como se le dilatan las pupilas de golpe. Fijate cuando pasa una aceituna voladora y el tipo estaba relajado... se agazapa, posición de ataque, grandes pupilas... y ... "ah era una mosca" ... "eh, vo, haceme mimo acá"

Euphoria dijo...

Sip, creo que lo segundo es más factible. En mi casa las aceitunas no vuelan (por ahora) y a veces el gatito se pasa de mimoso. Lo han podido comprobar Uds. mismos!